Archive for the ‘Libros’ Category

¿Quién…?

Viernes, Febrero 23rd, 2018

Pasa sin pena ni gloria el Dia de las Letras Canarias, que se celebró el pasado 21 de febrero como no sabe la mayoría. El Gobierno de Canarias actuó con poco nervio, y a primeras horas de la tarde inundaron las redes recordando la efeméride que este año rinde homenaje a la poeta y escritora Pino Ojeda, a quien se le dedica una exposición y probablemente una publicación en la que los ilustres ilustrados de siempre loaran su memoria… Lo que no coge nadie al vuelo, al menos desde Cultura, es que este día es uno más del calendario. Que no se sabe, probablemente por una mala política continuista, en reivindicar a los escritores y escritoras cuyo trabajo se quiere recuperar con el dichoso Día de las Letras Canarias,

Tarea difícil, ya que las políticas para promocionar su trabajo no pasan de alguna conferencia impartida por el ilustre ilustrado de siempre, un ensayo escrito por un entusiasta con más entusiasmo que criterio intelectual, y machaqueo en los colegios para meterle a los más jóvenes por las orejas quién era… ¿quién?

A eso, a eso se ha reducido el puñetero Día de las Letras Canarias.

Saludos, al otro lado silencio, desde este lado del ordenador.

Homenaje al cineasta Aurelio Carnero y poemario de Nicolás Rodríguez Kolia

Jueves, Febrero 22nd, 2018

* El cineasta Aurelio Carnero recibirá un homenaje este viernes, 23 de febrero, en Santa Cruz de Tenerife en reconocimiento a su trayectoria como director, productor, escritor, miembro fundador de Yaiza Borges e impulsor de la Filmoteca Canaria.

Los organizadores del homenaje informan que intervendrán en este homenaje Rolando Diaz, Claudio Utrera y Juan Antonio Castaño Mengue, y que se proyectarán algunos de sus trabajos como Álvaro mi niño y Apartamento 23-F, entre otras.

En la organización de este tributo participan el Gobierno de Canarias, la Filmoteca Canaria y la Academia de las Artes y las Ciencias Cinematográficas de España. El acto se celebrará en la Sala de Cine de la Casa de La Cultura a partir de las 12 horas y las actividades programadas comenzarán con la presentación en Canarias de la Academia de las Artes y las Ciencias Cinematográficas por parte de su director general, Joan Álvarez.

Este viene a ser el programa del homenaje (mañana-tarde)

12:00.- Joan Álvaréz, director general de la Academia de Cine, hará una presentación sobre esa institución y de la actividad de Aurelio Carnero durante su trayectoria.

13:00 .- Rolando Díaz ofrecerá una ponencia sobre le director canario y posteriormente se proyectará la película Fuera de Juego.

17:00.- Juan Antonio Castaño Mengue dará una charla sobre los años del Colectivo Yaiza Borges, y se proyectarán Álvaro, mi niño y Romería de San Benito.

18:00.- Claudio Utrera intervendrá para hablar sobre el origen y la fundación de la Filmoteca Canaria y se proyectará el corto Apartamento 23 F.

* Por otro lado, y este mismo viernes 23 de febrero, se presenta en la sala MAC en Santa Cruz de Tenerife el poemario Esa luz que viene de tus ojos de Nicolás Rodríguez Kolia. El acto comenzará a las 19 horas, y en el mismo, el autor actuará acompañado del escritor, periodista y músico Rubén Díaz y del editor Ánghel Morales.

Saludos, que se vaya el frío, desde este lado del ordenador

Jueves variado…

Miércoles, Febrero 21st, 2018

* TEA Tenerife Espacio de las Artes acoge este miércoles 21 de febrero una proyección retrospectiva del cineasta amateur tinerfeño Manuel Tauroni. Durante la sesión, en la que se recordará la trayectoria de este cineasta que durante la década de los setenta participó en varios certámenes, el espectador podrá ver tres de sus trabajos: Una gaviota llamada >esperanza (1976), La leyenda de Santa Cruz (1977) y Armónicas para la eternidad (2018). La entrada a esta proyección, que comenzará a las 20:00 horas, es gratuita.

* El Ateneo de La Laguna acoge el jueves 22 de febrero y a las 19.30 horas la presentación de la antología de relatos La soledad acompañada, en un acto que será introducido por José Ramón Sampayo y Daniel Bernal. La soledad acompañada es un libro de narraciones sobre el Parque García Sanabria de Santa Cruz de Tenerife y la propia isla. El libro está prologado por Rosario Valcárcel y Alberto O. Walls.

+ El Ateneo de La Laguna acoge también al día siguiente una serie de actos para conmemorar el 180 aniversario de Nicolás Estévanez y Murphy. Tras la proyección de un documental sobre Nicolás Estévanez (Agustín Miranda Armas. A.C. Desde la Sombra del Almendro), intervendrá el historiador Nicolás Reyes González (presidente de la ACDLSDA ) que, realizará una breve descripción de la vida y legado cultural del homenajeado. Un recital de poesía cerrará el acto.
Organiza: A.C.”Desde la Sombra del Almendro”.

Saludos, orad, orad, orad para que se vaya el frío, desde este lado del ordenador.

Miguel Delibes escribe y reflexiona con acento paternal sobre Tenerife

Lunes, Febrero 12th, 2018

La relación de Miguel Delibes Setién. (Valladolid, 17 de octubre de 1920 – Valladolid, 12 de marzo de 2010) con Canarias estuvo en manos del destino, y como tal, el canto del archipiélago parece el de una sirena. Llegaba, se iba, volvía a llegar… casi el movimiento de las olas cuando mueren en la arena y en las rocas de la playa.

Castilla, y con honra, es el escenario de la mayoría de sus libros. Así como los hombres y mujeres nacidos y que se han forjado en este paisaje. La Castilla profunda y fría, hermosa pero dura tanto por dentro como por fuera.

Durante la Guerra Civil española prestó servicio, precisamente, en el crucero Canarias, experiencias que recoge en la excelente novela 377A. Madera de héroe y más tarde porque dedicó al archipiélago, y concretamente la isla de Tenerife, uno de los capítulos de Por esos mundos. Sudamérica con escala en las Canarias, y con el que concluye un relato de viajes por Brasil, Argentina y Chile escrito más con nervio periodístico que literario.

Con todo, su visión de Tenerife y por extensión Canarias no deja de resultar interesante sobre todo porque se trata de un retrato de la isla a finales de los años 50.

El paisaje tinerfeño se ha transformado y mucho desde ese entonces, aunque aún conserva ciertos elementos reconocibles sobre todo para los que nacieron en ese Tenerife sin autopista al sur y que en el momento del arribo del escritor y periodista castellano era la zona más pobre y abandonada de la isla.

En el texto, Miguel Delibes pretende en todo momento mantener una mirada distante pero inevitablemente paternal así comoresultar condescendiente con los insulares, carácter que intenta definir en capítulos como El isleño no llora ni aplaude, frase apunta que toma prestada del abogado y erudito tinerfeño Tomás Cruz.

Y escribe: “ese apaciguamiento que descubrimos en el isleño –y que posiblemente para el americano, especialmente para el americano tropical pasa inadvertido– es, cómo no, otro fruto del clima. El clima del litoral tinerfeño es, ya lo hemos dicho, benigno, de una blandura enervante.Todo el que arriba a la isla queda, automáticamente, influido por él. A algunos, incluso, les produce un desequilibrio febril”.

Hasta concluir, más adelante que “el tinerfeño es un ser más bien deprimido, apagado, muy alejado de la exaltación. Mi buen amigo isleño Alfredo Reyes Darias, que se conoce el país de pe a pa (…) me decía en cierta ocasión: El tinerfeño no roba, ni mata; se suicida”,

Es una pena que no sepamos nunca las reflexiones que le sugeriría la isla y Canarias del siglo XXI. Muchas cosas han cambiado para mejor aunque otras parece que para peor.

Miguel Delibes anota también la manera en como tienen los canarios de llamar a España, Península aunque entiende que “este amor es tanto más emocionante cuanto mayor es el desapego del peninsular Hacia sus islas. Si uno, en el curso de la conversación, dice España por Península, el isleño sonreirá comprensivo, pero en lo hondo se dolerá de nuestra ligereza”.

A lo largo del texto, apenas medio centenar de páginas estructuradas en capítulos, Miguel Delibes escribe frases contundentes y con cierto colorido de Tenerife, “isla oxidada”, y sobre el volcán: “El Teide, adormecido, presidiendo majestuoso el agrio contorno de la isla, nos habla de un pasado incierto, de un ayer incensado por el humo de los volcanes y uno comprende que esas rocas detesmpladas, de una calvicie inquietante, constituye los detritus digestivos del Teide, los despojos de su voracidad secular. Tenerife es, pues, una vomitona del Teide, una pura excrecencia volcánica; y ya por el mero hecho de que el gigante duerma, la isla puede considerarse justamente afortunada”.

El escritor y periodista castellano continúa su peregrinar por una isla que lo asombra y que lo conmueve. Una isla que sabe sacar además un sentido del humor que no pretende herir a nadie aunque llame la atención de, precisamente, el canario, objeto del análisis apresurado del viajero.

Su estampa del sur de la isla es desoladora y refleja cómo era el sur de la isla a finales de la década de los 50.

“En el sur reina el patetismo, la aridez, el drama, mas, por ello, precisamente, racata un mayor valor, un interés humano inifinitamente másvivo”. Páginas más adelante escribe que en Santa Cruz de Tenerife le han comentado que “está llegando la hora de la redención del sur y que el sur, con el tiempo, conocerá una era de prosperidad que rebasará la actual prosperidad del norte”.

Este informe más que crónica de viaje, Miguel Delibes no se detiene a describir comidas aunque sí deja arrastrar su pluma en la descripción de paisajes resulta una fotografía interesante de cómo era la isla y en conjunto las islas a finales de los 50, y sirve para darse cuenta de lo que hemos avanzado no sé si como sociedad pero sí en calidad de vida en cuanto a prestaciones técnicas. El acomodo a un sistema de vida, con todo lo que lleva implícito, no hubiera sido del gusto del escritor castellano. Y no porque fuera contrario a las comodidades de la modernidad sino por el precio que había que pagar.
En su itinerario por la isla, resulta de interés el retrato que hace de la capital tinerfeña de aquel tiempo donde las cosas se hacían con otro ritmo: “Santa Cruz da la impresión de una ciudad tropical, no solo por el número, sino por la plasticidad de sus flores”. Más adelante escribe que el sol de la isla “no quema” y que la brisa es una “brisa que no curte”.

Por último le parece llamativo, como a otros viajes anteriores y contempornáeos que las calles de Santa Cruz a las nueve de la noche estén desiertas.

Este misterio, sobre el que también reflexionó Leslie Charteris en El picnic de los ladrones, continúa siendo uno de los enigmas que forman parte del pasado, presente y todo hace sospechar de esta pequeña y agradable capital de provincias.

Saludos, lunes de carnaval, desde este lado del ordenador

Antonio Lozano escribe una biografía de Mandela para jóvenes

Jueves, Febrero 8th, 2018

Antonio Lozano escribe una biografía de Nelson Mandela para jóvenes que lleva el título de Nelson Mandela, el camino a la libertad y que publica Anaya entre sus últimas novedades de literatura infantil y juvenil.

La historia está narrada en primera persona por uno de los biznietos del líder sudafricano y que tenía trece años cuando este murió. El joven es consciente de que ha crecido junto a un ser extraordinario, una fuente enorme de sabiduría, y vive con el dolor de no haber tenido la curiosidad en su momento para hacerle preguntas y aprender de él. Se da cuenta de ello cuando ya es demasiado tarde.

Pero al recuperar el contacto con su abuela y conocer al guardián del museo Mandela de Qunu, antiguo compañero de su bisabuelo en la prisión de Robben Island, se adentrará en la interesante vida de quien luchó por la libertad en Sudáfrica y logró abolir el apartheid.

Saludos, días tan tan tan raros, desde este lado del ordenador.

La biografía secreta de Bram Stoker

Lunes, Enero 29th, 2018

David J. Skal ha dedicado gran parte de su carrera profesional a estudiar las cultura del horror. En muchos de sus libros reflexiona sobre sus manifestaciones en la literatura y el cine.

Algo en la sangre. La biografía secreta de Bram Stoker, el hombre que escribió Drácula (Es Pop Ediciones, 2017) propone un interesante retrato sobre el escritor y su época, la victoriana, y sugiere aunque no aporta datos suficientes para confirmarlo, la supuesta homosexualidad de Stoker, escritor muy vinculado a la familia Wilde, primero a través de la madre del escritor y después al casarse con la mujer que pretendió el autor de El retrato de Dorian Gray, novela que se estudia a fondo también en esta biografía.

Lo mejor de este ambicioso trabajo es el retrato que ofrece David J. Skal del Londres subterráneo victoriano. De cómo se manifestaban comportamientos escandalosos para la moral de entonces cuando caía la noche y abrían garitos donde por dinero se podía hacer cualquier cosa.

El biógrafo llama la atención, un tanto forzadamente, de la admiración que sintió Bram Stoker por Wañt Whitman, a quien escribió en su adolescencia una carta de aficionado enamorado. El libro, paralelamente, describe su relación con el actor Henry Irving, una de las grandes estrellas del teatro británico de aquellos turbulentos años.

La biografía está ricamente documentada aunque los aficionado a las novelas y cuentos de Stoker se sentirán un poco abrumados por la insistencia de J. Skal en sugerir su presunta homosexualidad y en reafirmar que falleció, efectivamente, por la sífilis. Al margen de estos datos rosa oscuro, el libro es un formidable viaje al pasado y las entrañas del teatro británico de aquellos años, así como de la otra vida sexual que se desarrollaban en los barrios de mala nota.

En esta ciudad contaminada, en la que cuesta respirar entre la niebla, brotan los monstruos del Londres victoriano como Jack el destripador y se publican dos de las grandes novelas de ese fin de siglo: El retrato de Dorian Gray y Drácula, historias no tan diferentes como alguno pudiera siopechar, sino sutilmente imbricadas porque son producto de su tiempo. En estas dos obras late una furiosa pulsión sexual, así como una ambigua invitación a los placeres del sexo que en Dorian Gray se manifiesta en la amistad que mantiene con lord Henry y en Drácula en el trío que el rey de los vampiros establece con Mina y Jonathan Harker en el mismo lecho para que beban de su ponzoñosa sangre.

Resulta curioso, lo que indica por otro lado que los tiempos no han cambiado demasiado, que la fuerza de estos dos libros capitales en la literatura universal no haya menguado con el paso del tiempo, y que los dos busquen de alguna manera una fórmula contra la muerte. Lo que provoca, no hay que olvidar que se tratan de libros estrictamente morales, el fin de estos Prometeos desencadenados.

La biografía que firma David J. Skal sirve, por otra parte, para aclarar errores que los confesos stokermaníacos arrastran desde que leyeron la mejor de sus obras, Drácula y es la frase, ahora leyenda, mentira, falso testimonio, de que Oscar Wilde llegó a decir que se trataba de la mejor novela de todos los tiempos.

Tras narrar la muerte del escritor de origen irlandés, Wilde también lo fue, el último capítulo se detiene en el largo proceso que mantuvo su esposa contra los productores de la película Nosferatu, de F. Murnau, para que desaparecieran todas las copias del filme al apropiarse del personaje de manera descarada. Repasa además la trayectoria de algunos actores que han interpretado a Drácula en el teatro y el cine. Tangencialmente también la televisión.

El libro está profusamente ilustrado, cuenta con fotografías muy raras del escritor, y pese a su tono de demolición, tanto el escritor como su inmortal creación literario salen con la cabeza muy alta.

Saludos, la sangre es vida, desde este lado del ordenador